Cómo crear impacto en los demás, la clave del éxito

Valeria Sabater · 29 enero, 2019
Crear impacto en los demás es una competencia en el que todos podemos habilitarnos. Basta con conocer y dominar el arte de la influencia, el carisma y la Inteligencia Emocional.

Para crear impacto en los demás hay que conocer el arte de la influencia y la persuasión. Los grandes líderes, las personas que logran llegar a otras conquistando con el don de la palabra, su resolución o su carisma, no son solo hábiles en una serie de competencias prácticas o ejecutivas. También se alzan como brillantes conocedores de la  Inteligencia Emocional.

Decía Napoleón Bonaparte que toda figura con autoridad es por encima de todo alguien que reparte esperanza. La mayoría admiramos este tipo de competencias personales, no hay duda. De ahí, que a menudo nos preguntemos aquello de ¿se nace ya con unas habilidades propias para poder influenciar en los demás? ¿O podemos quizá entrenarnos en este tipo de dimensiones?

La respuesta es simple: todos podemos habilitarnos en estas prácticas. Es más, todo trabajador, directivo, experto en márketing, comunicador o cualquiera que desee avanzar en su trabajo, está casi obligado a invertir en el campo del desarrollo personal. Crear impacto en los demás es algo que cada uno de nosotros podemos conseguir gracias cursos como el que nos facilita Ismael Cala.

“Si tus acciones inspiran a otros a soñar más, aprender más, hacer más y convertirse en algo más, entonces eres un líder”

-John Quincy Adams-

hombre intentando crear impacto en los demás

La clave del éxito: 5 pasos para aprender a crear impacto en los demás

¿Para qué nos puede servir este tipo de competencia? Crear impacto en los demás, lo creamos o no, es clave para tener éxito en cualquier área de nuestra vida. Dejar una impronta positiva, ilusionada, segura y carismática es un modo de conquistar a los demás. Es nuestra marca personal, es conseguir que nos recuerden y nos tengan presentes a través de la confianza y la admiración.

Así, como bien podemos imaginar, no esta herramienta no es algo que pueda conseguirse de un día para otro. Dicha artesanía del desarrollo personal requiere que trabajemos en primer lugar una serie de dimensiones.

Estos serían algunos pasos básicos.

1. Conectar con los demás de manera emocional

Si deseamos crear impacto en los demás, debemos ser capaces de afinar las emociones de quien tengamos delante. Expertos en este campo como John Medina, biólogo molecular de la facultad de Medicina de la Universidad de Washington, nos explica algo interesante al respecto:

  • Debemos ser capaces de “emocionar” a nuestro público. Algo que debemos tener claro es que si somos capaces de ser cercanos, humildes, de hacer reír a quienes tengamos enfrente, lograremos que sus cerebros conecten con nosotros.
  • Es positivo hacer preguntas, sonreír, mirar a los ojos, explicar aspectos personales y trabajar esa reciprocidad donde uno es capaz de dar y recibir, de hablar y escuchar, de conferir un feedback siempre positivo.
mano con corazón intentando crear impacto en los demás

2. El lenguaje corporal es importante

¿Qué posturas adoptas cuando estás hablando ante los demás? Expertos de la escuela de negocios de Harvard nos recuerdan que el lenguaje corporal es esencial para crear impacto en los demás. Así, es más que recomendable mantener la cabeza alta, los brazos sueltos, los hombros relajados y hacia atrás y el pecho hacia fuera.

3. Cuenta una historia

A las personas nos encantan las historias. Es un modo sensacional de conectar entre nosotros, de despertar el interés y de generar impacto. De este modo, cuando deseemos que los demás nos atiendan con el fin de dejarles una impronta positiva e interesante, no dudes en narrar alguna anécdota, una historia corta pero original con la que desafiar y sorprender a tu público.

4. El efecto Benjamin Franklin

Este dato es interesante. Benjamin Franklin descubrió un modo de contar con el apoyo de sus propios contrincantes. ¿De qué manera? Pidiéndoles un favor, solicitando ayuda o mejor aún, “consejos”. De este modo, cuando deseemos crear impacto en los demás deberemos siempre hallar el modo de conseguir un vínculo emocional.

Un modo de lograrlo es solicitando de los demás algún tipo de asesoramiento, consejo u opinión. Al instante se creará una cercanía tan estable como significativa.

5. Un poco de carisma

El carisma configura una influencia magnética y casi irresistible. Ahora bien, tampoco debemos excedernos, porque demasiado carisma genera falsedad, por tanto, basta con entrenar una vez más nuestro lenguaje no verbal, nuestra manera de movernos, de mirar, de comunicar…

El carisma es una combinación ideal de humildad y seguridad personal, de encanto y originalidad. Lleva tiempo despertar este tipo de competencia, pero como toda herramienta del desarrollo humano puede entrenarse y potenciarse. Ismael Cala es sin duda uno de las mejores referencias en este sector y por ello, es sin duda es el facilitador idóneo en este tipo de habilidades.

Prepárate para crear impacto, prepárate para el éxito.

  • Cialdini. B, Robert (2006) Influence: The Psychology of Persuasion. Harper Business