Marcus Cooper Walz, uno de los mejores piragüistas españoles

2 octubre, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por Fernando Clementin
Llegar a ser campeón olímpico conlleva un esfuerzo tremendo. Marcus Cooper es un ejemplo de ello, pero también cuenta con un talento innato para el deporte.

Desde que ganó la medalla de oro en los Juegos Olímpicos de Río 2016, este deportista se ha convertido en todo un referente para el piragüismo español. A continuación, te presentamos los datos más destacados de la vida personal y deportiva de Marcus Cooper Walz, uno de los mejores palistas de España y del mundo en la actualidad.

La primera curiosidad que podemos enumerar al referirnos a Marcus Cooper es que, como su nombre sugiere, nació en el Reino Unido, en la localidad de Oxford. Fue hace 24 años, más precisamente, el 3 de octubre de 1994.

No obstante, su nacionalidad española se debe a que pasó su infancia en la ciudad de Cala d’Or, en Mallorca. Su diversidad cultural no termina allí, ya que, además de tener un padre inglés, su madre es alemana. No obstante, él mismo comenta que todos se sienten ‘absolutamente españoles’.

Infancia y acercamiento al piragüismo

Indudablemente, el hecho de vivir en una ciudad costera fue un condicionante esencial para que Marcus se inclinara a este tipo de deporte en un país en el que fútbol y baloncesto son de los más populares. Es más: contó que probó con ambas disciplinas, pero ninguna lo convenció.

Sin embargo, su relación con el piragüismo no comenzó hasta sus 12 años de edad. En aquel entonces asistió a un curso de verano en el Real Club Náutico Portopetro. Apenas cinco años más tarde, en 2011, se consagró campeón del mundo junior en la modalidad K4 1000 metros.

Ese fue el empujón inicial para una carrera que le reportaría grandes satisfacciones a corto plazo. De hecho, ya en 2014 ratificó su ADN de campeón en el mundial sub 23 de Hungría.

Logros más importantes de Marcus Cooper Walz

Marcus Cooper entrenando en su piragua.
Imagen: @marcuscooperwalz

La carrera deportiva de este todavía joven palista español tuvo su punto máximo en la ciudad brasileña de Río de Janeiro, sede de los Juegos Olímpicos de 2016. En su primera participación en la máxima cita del deporte a nivel global, y con tan solo 21 años de edad, Cooper logró quedarse con la medalla de oro en la prueba K1 (es decir, en kayak individual) 1000 metros.

Sin embargo, esto no es lo único que ha conseguido. De hecho, su palmarés es bastante amplio y variado para un joven de su edad. Por ejemplo, en cuanto a sus participaciones en Campeonatos del Mundo en Aguas Tranquilas, consiguió los siguientes resultados:

  • Medalla de bronce en K1 500 metros en el mundial de Moscú 2014.
  • Medalla de plata en K2 500 metros en el certamen de Milán 2015, junto a Diego Cosgaya.
  • Oro y plata en K2 500 metros y en K4 500 metros en Račice, República Checa, en 2017.
  • Segundo puesto en K4 500 metros en el mundial de Montemor-o-Velho (Portugal) 2018.
  • Medalla de plata en K4 500 metros en Szeged, Hungría, 2019. Con este resultado, se clasificó además para los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

En 2016, debido a su crecimiento como deportista profesional y a los títulos conseguidos, el Consejo Superior de Deportes de España entregó a Marcus Cooper Walz la Real Orden del Mérito Deportivo. Se trata de la máxima distinción que se otorga por el Gobierno español a sus deportistas cada año.

Competiciones continentales

Además de esto, Marcus Cooper fue dos veces campeón europeo, en 2017 y 2018. En la primera de las dos oportunidades fue en la modalidad K4 1000 metros. Formó equipo con Francisco Cubelos, Javier Cabañín e Íñigo Peña.

En tanto, al año siguiente fue campeón en K4 500 metros junto a Saúl Craviotto, Rodrigo Germade y Cristian Toro. En esa misma competición cosechó también otra medalla: fue en K2 500 metros, en dupla con Germade.

La preparación, la clave de Marcus Cooper Walz

El equipo español en el Mundial de Piragüismo en Aguas Tranquilas de 2019.
Imagen: @marcuscooperwalz

Tal y como el propio deportista ha comentado en entrevistas a los medios, su proeza en tierras brasileñas tuvo mucho trabajo ‘de hormiga’ en los meses previos para llegar afilado a la competición más importante de su vida.

Entrenamiento, alimentación y descanso conformaron un triangulo de aspectos en los que Marcus Cooper centró su año. Su determinación y sus ansias de ser ‘perfecto en todo’, según sus propias palabras, le sirvieron de combustible para alcanzar sus propósitos.

El palista español confesó que dedicó su año totalmente al piragüismo, y que lo que buscaba era tener la mejor temporada de su vida. Vaya si lo logró…

Sin embargo, ese gran desgaste le significó cierto bajón en su rendimiento en la siguiente temporada, la de 2017. Pese a los buenos resultados, relata que no se sintió al nivel del año previo. Su siguiente objetivo es repetir en Japón lo que hizo en Brasil hace unos años.

De este modo, comprobamos que incluso los deportistas más talentosos necesitan esforzarse al máximo para cumplir sus metas y concretar sus sueños. Cooper es, como tantos otros deportistas jóvenes, un ejemplo de lo que la dedicación y la convicción pueden lograr.

Imagen de portada: Instagram @marcuscooperwalz

  • Marcus Cooper Walz. Comité Olímpico Español, sitio oficial. http://www.coe.es/COE/bd_perso.nsf/2012FDeportistaN3?OpenForm&query=11113*&DEPORTISTA=8029*
  • Bolaños, V. 2016. ¿Quién es Marcus Cooper Walz, oro en piragüismo? RTVE. http://www.rtve.es/las-claves/marcus-cooper-walz-oro-piraguismo-2016-08-16/